Colectivos de Vitoria-Gasteiz por la retirada inmediata de la campaña “TOLERANCIA 0”.

Colectivos de Vitoria-Gasteiz por la retirada inmediata de la campaña “TOLERANCIA 0”.

PLATAFORMA ANTIRRACISTA

Los diversos colectivos hoy aquí representados queremos hacer llegar a la sociedad alavesa nuestra preocupación por la gravedad de los hechos que en los últimos meses están sucediendo en nuestro territorio y en especial en Gasteiz.

Consideramos que la irresponsabilidad de los máximos representantes institucionales de Araba y el partido político al que pertenecen, el Partido Popular, están propiciando un clima de conflictividad cada vez más peligroso con el único objetivo de lograr de él un rédito electoral.

Se está propiciando un rechazo a la diferencia que ya está dejando vislumbrar las primeras consecuencias: agresiones a personas migradas o a quienes defienden sus derechos, aparición de simbología fascista, mensajes amenazantes a asociaciones de personas migradas…

El último capítulo de esta irresponsabilidad a la que hacemos referencia la encontramos en la campaña “Tolerancia 0” difundida por el Partido Popular, utilizando para ello los fondos de una institución pública, la Diputación Foral de Álava.

Esta campaña relaciona el fanatismo con lo diferente y fomenta el miedo y el odio a las personas migradas. Pero esta campaña no solo es xenófoba, que lo es, también es machista. Representa a las mujeres como cuidadoras o como víctimas, utilizando para ello imágenes de lo más escabrosas, en contra de los criterios acordados en el órgano participativo de la propia Diputación.

Nos parece indignante que el Partido Popular utilice nuestras instituciones, las de todos y todas para potenciar su campaña electoral, basada en un discurso xenófobo, machista e incendiario.

POR TODAS ESTAS RAZONES, LOS COLECTIVOS AQUÍ REPRESENTADOS, EXIGIMOS LA RETIRADA INMEDIATA DE LA CAMPAÑA “TOLERANCIA 0”.

JUNTA DE PERSONAL DE DIPUTACIÓN

Desde la Junta de Personal de la Diputación Foral de Álava, por una parte, queremos denunciar el gasto desorbitado que va a suponer dicha campaña para las arcas forales. Máxime en un contexto de movilizaciones por parte de la plantilla para denunciar la merma que están padeciendo los servicios públicos gracias a las políticas de austeridad del gobierno foral. Esta campaña, precisamente, pone de relieve, una vez más, las políticas profundamente antisociales que ha puesto en marcha el Partido Popular en Álava durante esta legislatura a favor de unos intereses muy concretos.

Nunca antes se ha visto una campaña de estas dimensiones en la Diputación. Por ello, el malestar dentro de la plantilla está muy generalizado, máxime cuando esta campaña se ha diseñado desde el ámbito político sin contar con su personal.

Por otra parte, queremos denunciar el maniqueísmo de la campaña, que apunta directamente contra un colectivo, el de las personas migradas -especialmente las mujeres musulmanas- a las cuales el partido popular ha elegido como chivo expiatorio para ocultar quiénes son los verdaderos causantes de la crisis y de paso sus propias miserias, desmanes y corruptelas.

AL INDIMAY

Habla esta campaña de 5 derechos fundamentales, derechos, suponemos, negados a los y las alavesas, ya que este es el ámbito de actuación de la Diputación Foral de Álava.

La primera imagen nos remite a las personas que profesan el Islam, gran obsesión del Partido Popular en campaña electoral. Todavía está muy presente el asunto de la mezquita de Zaramaga o las declaraciones del alcalde sobre las ayudas sociales. Tampoco es fácil de olvidar el tratamiento que le han dado ciertos medios de comunicación a la polémica creada por el chófer que no dejó subir al autobús la mujer con burka y a su hija y la defensa que de aquél hizo el Alcalde a pesar de ser consciente de que había quebrantado el reglamento de TUVISA.

¿Alguien piensa realmente que las pocas mujeres que visten velo integral en esta ciudad se sienten a día de hoy mucho más seguras y veladas por sus instituciones cuando ven esa imagen en el tranvía, cuando las echan de los lugares públicos o cuando su vestimenta es portada en los periódicos?

Eso sí, la defensa de los derechos de la mujer es lo primero. Y por eso, en esta última legislatura, bajo el mandato del Partido Popular, el presupuesto de Igualdad ha caído un 33%, no llegando actualmente al 0,1 % del total.

Queremos recordar a nuestros responsables institucionales que nosotras también las alavesas y musulmanas decidimos sobre nuestros cuerpos y que lo último que necesitamos es estar señaladas y estigmatizadas socialmente para ser más libres.

TRANSBOLLOMARICA

Para ilustrar la homofobia, no hay que irse tan lejos. Cierto es que la homosexualidad se condena con la muerte en algunos países, y con la cárcel en otros, que existen asesinatos de personas transexuales, violaciones a lesbianas… Pero desgraciadamente no nos tenemos que ir tan lejos y mirar para otro lado cuando en nuestra sociedad, las agresiones lesbófobas, homófobas y tránsfobas son una realidad cotidiana: las muestras de afecto entre dos personas del mismo sexo o la mera presencia de personas transexuales son rechazadas en muchos espacios públicos, siendo motivo de maltrato y rechazo. Nos rasgamos las vestiduras cuando hablamos de mutilaciones, y no es para menos, pero, a la vez, miramos a otro lado cuando es mutilado un bebe intersexual. Ponemos fotos de ejecuciones de otros países, pero los medios de comunicación obvian las agresiones locales, como si no existieran.

Exigimos a nuestras instituciones campañas de sensibilización donde se muestren la vulneración de derechos que sufrimos en nuestro propio entorno y donde se apele a la responsabilidad individual y colectiva como sociedad, para hacer frente a los problemas que tenemos. No queremos campañas que fomenten la xenofobia, sino que queremos campañas reales, campañas sin doble intención, campañas que fomenten que se acabe con el acoso, la discriminación, con el bullying y sobre todo con esa doble moral tan interiorizada en la mente de nuestros vecinos y vecinas.

ASAMBLEA DE MUJERES DE ARABA

Están también las niñas negras. Merece una mención especial la explicación de la campaña en lo referente a esta imagen: “La Diputación también alerta de que unos 140 millones de mujeres y niñas sufren en la actualidad las consecuencias de la ablación. A pesar de que en nuestra sociedad no es un problema generalizado, la creciente presencia de población procedente de países en los que esta práctica está extendida nos debe mantener alerta”.

El Partido Popular nos está anunciando los problemas que nos traerá la migración de orígenes concretos. Esta afirmación en el diccionario se define como RACISMO.

Además hay dos imágenes más: los golpes infligidos a una mujer dentro de la violencia de género y el maltrato contra las personas mayores. Pasando por alto el hecho de que las mujeres aparezcan en las imágenes como víctimas o cuidadoras y que el modelo de felicidad se represente en una pareja heterosexual, consideramos que los y las responsables institucionales de Araba deberían hacer mucho más que retratarse junto a un cartel. Contra el maltrato a los mayores ¿no sería de gran ayuda que hubiera más medios para las personas dependientes en vez de disminuir drásticamente esos recursos, que es lo que ha hecho el PP en los últimos años? ¿Y no sería también muy recomendable que las mujeres que se enfrentan a la violencia de género dispusieran de más medios para mejorar su situación, justo al contrario de lo que está sucediendo por los recortes que el partido en el gobierno promueve?

GORA GASTEIZ

Queremos exigir a la Diputación Foral de Álava a dejar las campañas electorales y centrarse en aquellos derechos que se incumplen sistemáticamente en este país y en los que las instituciones locales podrían tener mayor liderazgo y contribuir efectivamente en su cumplimiento. Nos referimos al derecho a una vivienda digna, a una sanidad pública y de calidad, a una educación en condiciones.

Nos parece que la xenofobia creciente en nuestro territorio sí es una realidad a la que atender con campañas de sensibilización y que las instituciones deberían tomar nota de las diferentes iniciativas puestas en marcha por la sociedad civil alavesa.

Hacemos un llamamiento a la ciudadanía y a las instituciones públicas a trabajar por el respeto de los derechos humanos, los de todos y todas. A velar por ellos y a fomentar una ciudad respetuosa, que garantice los derechos sociales para todas las personas y donde todas podamos convivir sin miedo a ser rechazadas. Si se continúa alimentando esta situación corremos el riesgo de que se siga produciendo un incremento preocupante de la conflictividad social. Por ello apelamos a la responsabilidad de todos los agentes, las instituciones, los partidos políticos, los medios de comunicación, los agentes sociales y sindicales y la sociedad civil.

fraternidad

               En Vitoria-Gasteiz, 27 de Febrero del 2014

Número de vistas: 2528

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies